Drones: del cuartel a la agencia de publicidad.

 

 

La milicia del primer mundo desarrolla tecnología inaccesible, pero los avances continuos aminoran costos: primera, segunda, tercera generación de transmisores, pantallas, motores, cámaras integradas, sensores, que no alcanzan a cumplir un año cuando ya se lanzó algún circuito integrado más innovador. Una guerra genera avances tecnológicos que después están al alcance de todos, adquieren popularidad y como suele suceder, se desarrollan a pasos agigantados.

¿Quién iba a pensar que los drones entregarían pizzas a domicilio o podrían enviar medicinas a alguien internado en un bosque de difícil acceso? Además, hoy en día, agencias ofrecen servicios para instalaciones BLT y eventos sociales, porque las tomas áreas se han vuelto un must, planos secuencias capaces de registrar desde las alturas el paroxismo de una celebración, desplegando por los aires beneficios mercadológicos. Anteriormente, armas de espionaje, dispositivos portadores de misiles, hoy en día, los drones comienzan a delinear nuestra mirada social, profesional, cultural y deportiva.

Un dron es un vehículo aéreo no tripulado (VANT). Manejado a control remoto. Existen diferentes clasificaciones:  de combate, logística, investigación y desarrollo. Pero vamos a centrarnos en los comerciales y civiles.

En México existen proveedores como: Batel, Aeromodelo MX, Droneshop, Dronezone. El dron que ha encontrado mayor popularidad es el Phantom de DJI (China). Se dice que comienza a infestar los cielos alrededor del mundo, pero también existen regulaciones aéreas que impiden la proliferación. Un Phantom se estrelló en la Casa Blanca y puso en alerta a las autoridades, abrió la interrogante sobre el futuro de la privacidad.

El modelo ndava HEXA fabricado por Iron Drone (México), se manufactura en Tijuana. También se manufactura en tierras nacionales el Iris+, a cargo de 3D Robotics. Varios modelos transmiten en vivo a través de una cámara GoPro a tu celular (iOS/Android).

 

En Guadalajara se llevó a cabo a finales del 2016 el DronFest. Evento que junta talento mexicano y muestra tecnologías relacionadas con estos artefactos, para señalar aplicaciones, contribución social y la responsabilidad que conlleva el uso de dichos dispositivos. Actualmente existen en México, agencias que proveen servicios para eventos sociales, cartografía e inspección de terreno: Godron, Impacto Aéreo, Droidika (con base en Guadalajara).

Entrevistamos a Luis Francisco Copado Leos, fundador de Copadoc, quien nos comentó sobre algunos empleos de drones en Jalisco.  Dicha empresa se especializa en inspección y topografía para áreas de agronomía y construcción. A cargo de detectar plagas en los plantíos de agave al noreste del estado, él hizo hincapié en que sus servicios son satisfactorios para los productores de tequila.

“Gracias a la toma aérea se tiene una perspectiva diferente, se puede hacer análisis de plantíos de manera rápida y eficaz”.

Luis Francisco, también dijo que provee sus servicios al ramo de la construcción. Vivimos una etapa de levantamientos verticales que se extienden por la zona metropolitana y gracias a los VANT, se pueden mejorar procesos.

“Con el dron, hacemos seguimiento a la construcción, el cliente nos pide tomas áreas que permiten valorar el avance, identificar retrasos y problemas de logística. También nos piden acercamientos a las fachadas para revisar la calidad de los sellos en ventanas.”

Platicó Luis Francisco, que en Copadoc utilizan el modelo Phantom de DJI.

En otras latitudes, Hungry Boys, agencia pionera en el drone-vertising o drone-marketing, inaugura ambos conceptos con una campaña que consistió en elevar un dron con flyers del restaurante Wokker hasta los últimos pisos de un edificio de oficinas en Moscú. Los Godínez rusos vieron a través de la ventana una publicidad de noodles a “La hora de lunch”. Coca-Cola se suma al movimiento Singapur Kindness, y entrega paquetes de ayuda, estos descendieron con fotografías de sus benefactores, y obviamente, una lata del famoso refresco para cada inmigrante. UBER sobrevuela con drones las avenidas transitadas de la Ciudad de México, cada uno lleva un advertisement que exhorta al uso de uberpool para disminuir el tráfico.

7-Eleven inicia el llamado “drone-delivery” a través de Flirtey, una compañía proveedora de servicios con drones que supervisa los envíos.  Amazon también se suma a este tipo de entregas. Aunque existan regulaciones por parte de la US Federal Aviation Administration (FAA), la tendencia a utilizar drones como medios de publicidad y transportación toma fuerza en Estados Unidos.  Incluso, se celebra el New York City Drone Film Festival, con el objetivo de plasmar cortometrajes aéreos.  La cuarta emisión de dicho festival se celebrará en marzo de 2017.

Deja una respuesta

Contraseña perdida

Registro